viernes, 16 de enero de 2015

Los pasos que deberá dar Cargill para mudar su planta Rosario en el cruce Alberdi

Viernes 16 de enero de 2015.

Fuente: Original de #IMPULSO.

La firma iniciará un proceso que permitirá la construcción de torres en altura, cocheras y nuevos accesos, sin afectar las vías ferroviarias y permitir la llegada del tren Rosario-Buenos Aires.


Imagen: Cortesía Municipalidad de Rosario.


 En la última sesión ordinaria de 2014, el Concejo Municipal de Rosario aprobó el Plan de Detalle Cruce Alberdi que, entre otras, cosas, permitirá reconvertir toda la zona comprendida por el Cruce Alberdi -Salta y San Nicolás, además de la mudanza de la planta de Cargill en Rosario.

De la estructura actual, solo se preservará parte de la fachada (por ser de valor patrimonial) y las vías de ferrocarril, para no intervenir el futuro arribo del tren Rosario-Buenos Aires desde la Estación Apeadero Sur hasta Rosario-Norte.

De acuerdo al documento aprobado por el Concejo al que tuvo acceso #IMPULSO, la empresa Cargill deberá iniciar su proceso de mudanza entre fines de 2015 y principios de 2016, para luego avanzar con la idea de construir seis edificios de viviendas y cocheras subterráneas a la altura del cruce Alberdi donde se encuentra actualmente su planta.

Los edificios se ejecutarán como unidades independientes con hasta 76 metros de altura y deberán dejar disponibles suelos para espacios públicos. En este marco, vale decir que la firma debe dejar la zona que actualmente ocupa por la incompatibilidad que genera el movimiento de cereales en una zona mayormente residencial.

Además, la empresa deberá aportar dinero para el programa de tierras. El monto total lo definirá la Municipalidad de Rosario por medio de una fórmula polinómica en función del rédito inmobiliario.

De esta manera, el proyecto plantea demoler sus instalaciones y levantar seis torres de 20 pisos, con un total de 500 unidades de viviendas, más cocheras subterráneas, comercios, espacios de uso públicos y la apertura de nuevas calles que permitirán su conexión con el parque Scalabrini Ortiz. Entre ellas la ampliación de la Avenida Bordabehere.

Además, por pedido del concejal Boasso, también habrá estacionamientos públicos, dada la magnitud de las construcciones que se levantarán en el lugar y los espacios verdes y de esparcimiento que se ofrecerá.

Será Cargill quien defina el proceso de construcción y comercialización del tipo de unidades aprobadas, no sin antes donar suelo para espacios públicos y abonar el fondo de tierras correspondiente para que el municipio invierta en infraestructura barrial.

http://www.impulsonegocios.com/contenidos/2015/01/16/Editorial_34221.php

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada